Para ir al BUSCADOR, pulsa en la imagen

 

NOTICIAS TEATRALES
Elaboradas por Salvador Enríquez
(Optimizado para monitor con resolución 1024 X 768 píxeles)

PORTADA

MADRID

EN BREVE

PRÓXIMAMENTE

LA TABLILLA

HERRAMIENTAS

EN PRIMERA LA SEGUNDA DE MADRID ENSEÑANZA LA CHÁCENA

AUTORES Y OBRAS

LA TERCERA DE MADRID

ÚLTIMA HORA DESDE LA PLATEA
DE BOLOS CONVOCATORIAS LIBROS Y REVISTAS NOS ESCRIBEN LOS LECTORES
MI CAMERINO   ¡A ESCENA! ARCHIVO DOCUMENTAL   TEXTOS TEATRALES
  ENTREVISTAS LAS AMÉRICAS  

 

EL COLOR DEL Día

de Héctor Oliboni

Esta obra ha sido cedida por el autor para su difusión libre y gratuita, si bien quedan reservados todos los derechos de propiedad intelectual. El uso público de esta obra requiere el permiso del autor y a fin de recabar la correspondiente autorización se inserta al final del texto su dirección electrónica.

 

“EL COLOR DEL DIA”

                                                  Teatro  de Héctor Oliboni

E Mail: holiboni@ciudad.com.ar

 

Esta obra recibió el segundo premio en el Concurso Internacional de Teatro organizado por el Ministerio de Educación de la Provincia de Salta y auspiciado por la UNESCO en el año 2000. Fue estrenada en La Habana (Cuba) y en la Universidad de Sonora (México)

(UNA CIUDAD PUEBLERINA. EPOCA ACTUAL, VERANO. MACETAS CON FLORES Y PLANTAS. UN SILLON CON RUEDAS. EN EL SILLON MELINA, CON PIJAMA DE PANTALON Y REMERA, PELO LARGO Y SUELTO, MEDIANA EDAD. ESTA SENTADA DE ESPALDAS AL PUBLICO, OBSERVANDO POR UNA SUPUESTA VENTANA. ILUMINACION DESDE ARRIBA DANDO DE LLENO EN EL SILLON. MELINA ESTA RECLINADA HACIA ATRAS RECIBIENDO LA LUZ. UNA MUSICA SUAVE, QUIZA VIVALDI  O BACH. ENTRA CECILIA, MISMA EDAD, ANTEOJOS OSCUROS, BLUSA Y POLLERA A TONO, ZAPATOS ALTOS, CABELLO LARGO ARREGLADO, SE DETIENE A MIRAR A MELISA. CRUZA POR DETRAS DE ELLA TRATANDO DE NO HACER RUIDO. ESCUCHA LA MUSICA Y OBSERVA EL LUGAR. MELINA SE MUEVE, COMO HAMACANDOSE. CECILIA ESPERA)

 

CECILIA:                   Hermoso sol.....

(MELINA SE SOBRESALTA)

CECILIA:                   ¿No?     

(PAUSA)

CECILIA:                   ¿Te asusté?

(PAUSA PROLONGADA)

MELINA:                   No te esperaba.

CECILIA:                   El teléfono no contesta.

MELINA:                   Lo desconecté...

(SE RECLINA NUEVAMENTE)

CECILINA:                ¿Cuándo volviste?

MELINA:                   Ayer.

CECILIA:                   No me avisaste.

MELINA:                   No

CECILIA:                   Me enteré por tu mamá.

(MELINA SIGUE MIRANDO HACIA LA SUPUESTA VENTANA Y RECIBIENDO LA LUZ. DESPUES GIRA ELSILLON Y SE ENFRENTA CON CECILIA. SE LA QUEDA MIRANDO EN SILENCIO)

 

CECILIA:                   Si vos querés, me voy.

MELINA:                   Ya estás aquí.

(PAUSA. CECILIA SE ACERCA A UNA DE LAS MACETAS)

CECILIA:                Esta no necesita tanto sol. Le hace mal. (PAUSA) Mirá se está secando (MIRANDO LAS OTRAS) Hay varias que no están bien. Las descuidaste.

MELINA:                   Cuando me fui quedaron solas.

CECILIA:                   Me hubieras avisado.

(PAUSA)

MELINA:                   Te estuve esperando.

CECILIA:                   Tu mamá nos dijo que preferías estar sola un tiempo.

MELINA:                   Eso no era para vos.

(PAUSA. CECILIA REHUYE LA MIRADA DE MELINA. TOMA OTRA PLANTA)

 

CECILIA:                   A esta sí le falta luz.  

MELINA:                   Todas necesitamos  luz.

CECILIA:                   Si. Pero algunas menos que otras.

MELINA:                 Si. Algunas no la soportan. (PAUSA) Sacá la música por favor.

 

(CECILIA LA MIRA UN INSTANTE Y SALE. LA MUSICA CESA. MELINA DEJA ESCAPAR UN LEVE QUEJIDO. ENTRA CECILIA)

 

CECILIA:                   ¿Hago café?

MELINA:                   No. Ahora no. ( PAUSA)  Me gustaría...

CECILIA:                   ¿Qué?

MELINA:            Ponerme un traje negro, ajustado,  pasear por la plaza y escuchar las voces.

CECILIA:                   Si vos querés,  podemos...

MELINA:                    No.

(PAUSA)

CECILIA:                   ¿Porqué el teléfono?

MELINA:                Sabía que llamarías.... Y quería descansar.......(PAUSA) Quería escuchar música.

CECILIA:                     Es triste....

MELINA:             No. Para mi no.(PAUSA)  Me acuerdo aquel verano. Hacía mucho calor. Estaba  tomando sol en el balcón, escuchando esta misma música. Era feliz. Vos estabas en la sombra, como siempre, cuidándote.          

CECILIA:                   El sol me hace mal....

MELINA:                   Claro......Y  te molestaba mi desnudez......

CECILIA:                  Te veían desde la terraza de enfrente....

MELINA:                    Si....Y  me gustaba.........

CECILIA:                    Si…sobre todo cuando te miraba él.

(PAUSA. VUELVE A GIRAR HACIA ATRAS. CECILIA SE ADELANTA Y TOCA

 OTRA MACETA)

 

CECILIA:                    Se abrieron..... Mirá, se abrieron....!

MELINA:                    Las vi.....

(SE ARRODILLA FRENTE A LA MACETA. ACARICIA LAS FLORES)

 

CECILIA:                    Qué hermosas! Qué colores tienen..... Mirá..!

MELINA:                     Las ví!

(PAUSA. CECILIA SE INCORPORA Y SE COLOCA A ESPALDAS DE MELINA)

CECILIA:                    Antes te gustaban!

MELINA:                    Si. Muchas cosas me gustaban....

(PAUSA)

CECILIA:                     ¿Fue muy doloroso?

MELINA:                     Si.

(PAUSA. CECILIA VUELVE A ESQUIVAR LA MIRADA DE MELINA)

CECILIA:                     Me parece que deberías.....

MELINA:                    ¿Qué ?  Mirame Cecilia.

(NO PUEDE HACERLO)

CECILIA:         No sé. Salir como dijiste antes.....pasear...Tomar sol en la plaza.....Mirar las flores........

(MELINA LA MIRA)

MELINA:                    Acercate.... Vení aquí...Sentate a mis pies....¿Querés?

CECILIA:                    Bueno....

(SE SIENTA CERCA DE MELINA).

MELINA:            Nos gustaba ir al cine juntas....Y al circo....me excitaban los equilibristas. A vos no

CECILIA:                 Me gustan más los payasos....Los equilibristas me dan miedo.

(PAUSA.  TRANSICION)

MELINA:                    ¿Qué dicen?

CECILIA:                    ¿Quienes?

MELINA:                    ¿Qué dicen?

(PAUSA. CECILIA DUDA. MELINA LE TIRA UN POCO LOS CABELLOS)

CECILIA:                    Que fue un accidente estúpido. Que cruzaste sin mirar.

MELINA:                    Que lo tengo merecido....

CECILIA:                    No!

MELINA:                    Que todas las…pecadoras deben pagar.....

CECILIA:                    Pero no.

MELINA:                    Y que así voy a aprender.

CECILIA:                    Te digo que no es cierto. Nadie dice eso.

MELINA:                    ¿Se compadecen?

(PEQUEÑO QUEJIDO DE MELINA QUE ENSEGUIDA CONTIENE. CECILIA LO NOTA)

MELINA:                   No me pasa nada. Dejá de mirarme como a un animal herido.

CECILIA:                         Melina ...

MELINA:                   Lo sé...Vos no serías capaz de lastimarme....Lo sé.(PAUSA) Cuanto  te quise.  Ceci! Cuánto!...... Hasta que llegó él......

(SE MIRAN INTENSAMENTE. MELINA ACARICIA EL ROSTRO DE CECILIA. PAUSA. SE QUEDAN UN INSTANTE INMOVILES. PEQUEÑO CAMBIO DE LUZ REFLEJANDO UN SALTO EN EL TIEMPO HACIA EL PASADO. MELINA SE LEVANTA DEL SILLON CON EXPRESION FELIZ. SE DIRIGE HACIA UNA MACETA CON CAPULLOS)

 

MELINA:                      Mirá esto! Mirá. Un capullo abriéndose.....Un milagro...

(SE ACERCA A CECILIA QUE SE HA LEVANTADO Y LA ESPERA DE PIE EN UN RINCON.)

 

MELINA:              ¿Te das cuenta? Es un milagro.....(TRANSICION) ¿Qué te pasa?

CECILIA:                       Nada

(MELINA DEJA LA MACETA EN EL PISO, TOMA EL ROSTRO DE CECILIA CON SUS MANOS, LO ACERCA HACIA SI Y LA BESA CON CARIÑO EN LA MEJILLA)

 

MELINA:              ¿Qué te pasa mi chiquita? ¿Que tenés? ¿Quién te hizo mal? ¿El? (CON MUCHA SUAVIDAD) ¿Qué te dijeron?

(PAUSA. CECILIA INTENTA OCULTAR SU CARA EN EL HOMBRO DE MELINA. ELLA LA DEJA UNOS MOMENTOS Y DESPUES SE APARTA Y LE ALZA LA CABEZA DESDE EL MENTON .CECILIA SE ALEJA UNOS PASOS)

 

CECILIA:                    Muchas veces me lo pregunté....¿Porqué desnuda?                                                                                             

MELINA:                    (MURMURANDO APENAS) Cecilia...

CECILIA:         Cuando estás así ......mostrando tu cuerpo, no pensás en el otro...(PAUSA) En el otro que te mira…que te desea, que no puede dejar de mirar…….                                 

(PAUSA)

MELINA:                         Yo no lo llamo. No lo obligo.

CECILIA:              Sí lo hacés. Tu cuerpo lo llama. Y lo deja indefenso, a tu merced.

(SE DEJA CAER EN EL SILLON. MELINA SE ACERCA Y SE ARRODILLA  APOYANDO SU PECHO EN LAS FALDAS DE CECILIA)

 

MELINA:                 No lo quise. Te lo juro. No dejó nada dentro mío....Fue nada más que una estrella fugaz.....

(CECILIA LE ACARICIA EL CABELLO AUTOMATICAMENTE)

CECILIA:                    Si, para vos fue asi. Pero el deseo....está....

MELINA:                    Siempre está.......Perdoname....

CECILIA:                    Voy a tratar...

(SE ABRAZAN. SE QUEDAN ASI  UN INSTANTE. MELINA SE LEVANTA Y LE VA BESANDO EL ROSTRO A CECILIA HASTA TERMINAR EN LOS OJOS. DESPUES SE SEPARA Y VA HACIA LA MACETA)

 

MELINA                      ¿Viste las azaleas? 

(CECILIA SE SOBREPONE Y SE ACERCA A MELINA. LAS DOS SE QUEDAN ARRODILLADAS UNA JUNTO A LA OTRA. MELINA SE LEVANTA, LA AYUDA  A CECILIA Y TOMANDOLA DE LA CINTURA LA OBLIGA A BAILAR. PASAN UNOS INSTANTES DESPUES MELINA SE DEJA CAER EN EL SILLON)

 

MELINA:                     Ayer llegó un circo. ¿Querés ir ?(CECILIA DUDA)

 

MELINA:                     Dale. Vamos! Hay unos equilibristas que trabajan sin red.

CECILIA:                      No. 

MELINA:                      No va a pasar nada.  Las hadas me protegen....

(CECILIA RIE CONTRA SU VOLUNTAD)

MELINA:             Mi mamá me lo contó. Cuando era muy chiquitita, me caí al suelo desde una mesa alta. Y no me morí.

CECILIA:                      Estás inventando....

MELINA:                      No. Soy inmortal

(PAUSA. SE MIRAN  SE QUEDAN QUIETAS. LA MUSICA SE DETIENE Y HAY UN PEQUEÑO CAMBIO DE LUCES. NUEVO SALTO DE TIEMPO VOLVIENDO AL PRESENTE)

 

MELINA:                       Y fuimos al circo esa noche......

(PAUSA. MELINA GIRA HACIA EL SOL. CECILIA SE ACERCA A LAS FLORES)

CECILIA:                       Siempre lograste que hiciera lo que vos querías.

MELINA:                         Lo que las dos queríamos....

(CECILA LA MIRA RAPIDAMENTE CON UN ENOJO QUE TRATA DE ESCONDER)

 

MELINA:                  Qué accidente tan estúpido (Pausa) Crucé la calle de la plaza sin mirar. Nunca pasa nadie por esa calle. Y de repente apareció ese coche a toda velocidad…

(UN LLANTO CHIQUITO QUE ENSEGUIDA CONTIENE. CECILIA SE ACERCA. LE PONE UNA MANO EN EL HOMBRO. MELINA PARECE RESISTIRSE PERO DESPUES APOYA SU CARA EN ELLA)

 

MELINA:                Mi Dios....Qué estúpido.....Un coche y un descuido...Se habrán alegrado tanto!

CECILIA:                     No.es cierto.                                     

MELINA:                     ¿Ni él.....?

CECILIA:                     Tampoco..

MELINA:                     ¿Lo ves a veces?

CECILIA:                     Si....

(PAUSA PROLONGADA. LAS DOS SE MIRAN)

MELINA:                     ¿Volviste.....?

CECILIA:                     No. Después de ese día no.

MELINA:                     Después…… de mi traición.

(PAUSA. MELINA GIRA, CECILIA LE COLOCA UNA MACETA CON FLORES EN EL REGAZO. ELLA LAS ACARICIA MECANICAMENTE)

 

MELINA:                     Cecilia.....Mejor es que te vayas. Quiero descansar............

(CECILIA SALE. SE ESCUCHA LA MUSICA. VUELVE)

CECILIA:                      ¿Me voy?

MELINA:                       Si......Estás a tiempo....

(PAUSA. CECILIA SE DIRIGE A LA SALIDA. MELINA SIGUE ACARICIANDO LAS FLORES)

 

CECILIA:                      No quiero...

MELINA:                   Es lo mejor.....Te estuve esperando, sola en la cama mirando el techo durante días y días.

CECILIA:                      Fue....es muy difícil para mí.

MELINA:                      Si hubieras pensado..... .

CECILIA:                      ¿Cómo?                        

MELINA:                      Si hubieras estado conmigo. Compartíamos todo.

(PAUSA)

 CECILIA:                     A él no quise compartirlo....

MELINA:                      Y yo me quedé sola.

CECILIA:                      Sola no.

MELINA:                      Los hombres fueron una excusa.

(PAUSA)

CECILIA:                      ¿Una excusa?...No entiendo....

MELINA:                      No importa.

CECILIA:                      Me mantuve cerca. Nos veíamos todos los días.

MELINA:                      No fue igual.                                  

(PAUSA)

CECILIA:              Me dolió mucho. No pude entender que  me quitaras ese sueño.

MELINA:                     ¿Pude o puedo....?

CECILIA:                     Puedo...

MELINA:                      (PAUSA) Mejor andate...

CECILIA:                      ¿No vas a despedirme?......¿Acompañarme a la puerta?

(PAUSA PROLONGADA)

MELINA:                      No. No puedo.....

CECILIA:                      ¿Porqué?

(LARGA PAUSA)

MELINA:                      Las heridas están todavía....no están curadas del todo.

CECILIA:                      ¿Las heridas?

MELINA:                      Tengo que estar un tiempo sentada o acostada....

(SE ESTA POR QUEBRAR PERO SE RECOMPONE. PAUSA PROLONGADA. CECILIA SE QUEDA INMOVIL. MELINA GIRA Y MIRA HACIA AFUERA)

 

MELINA:                      Está atardeciendo....

CECILIA:                  Si.  El sol parece perder fuerzas. Está cambiando el color del día .(GIRA HACIA MELINA) ¿Necesitás algo?

MELINA:                      No gracias....

CECILIA:                    ¿Quién te cuida?

MELINA:                      Mamá...y una señora que contratamos...

CECILIA:                      Claro.....Debe ser terrible para vos....

(MIENTRAS CECILIA HABLA, MELINA GIRA PARA OCULTAR SU ROSTRO. CECILIA ACOMPAÑA EL MOVIMIENTO PARA ENFRENTARLA)           

                                                      

MELINA:                      Andate Cecilia.....

CECILIA:                      ¿Porqué...?

MELINA:                       Porque sí. Porque no quiero que estés aquí…..

(CECILIA SE ACERCA)

CECILIA:                   ¿No querés que me quede a cuidarte?...Que te mime  como

 

vos hacías  conmigo. Me cuidabas…me acariciabas…

 

(PAUSA. SE ACERCA A MELINA LE QUITA LA MANTA QUE TIENE SOBRE LAS PIERNAS Y COMIENZA A ACARICIRLAS)

 

MELINA:                       No Cecilia! Por favor, no!.

CECILIA:                      (PAUSA) ¿Es definitivo?

MELINA:                       (PAUSA) No. No sé…(PAUSA INTENSA) Si.

(PAUSA. CECILIA PARECE QUE VA A IRSE PERO VUELVE)

CECILIA:                      ¿No vas a volver a caminar....?

MELINA::                     (TRAS UN GRAN SILENCIO) No                                                                  

(CECILIA GIRA Y SE ENFRENTA A MELINA QUE A VU VEZ SE ESCONDE)

MELINA:                      ¿Sabés porqué te lo quité? Porque él me dejaba sin vos.

(CELICIA SE ACERCA Y LA OBLIGA A MIRARLA)

CECILIA:                     ¿No querrás decirme que….?

MELINA:                       Ya podés irte.

CECILIA:                  ¿Y las aventuras? ¿Los desnudos, los hombres…? ¿Todo por mí?

MELINA:                       Cerrá bien la puerta...por favor.

(SE MIRAN. CECILIA SE ACERCA SE INCLINA SOBRE MELINA QUE ESCONDE LA CABEZA)

 

CECILIA:                     Y yo no me dí cuenta. Qué estúpida.

(ACARICIA EL ROSTRO DE MELINA. LA OBLIGA A GIRAR. LA BESA CON SUAVIDAD EN LA FRENTE, LAS MEJILLAS, EL MENTON, HASTA LLEGAR A LOS LABIOS. MELINA QUIERE SOLTARSE PERO CECILIA LA OBLIGA A QUEDARSE JUNTO A ELLA. LA SIGUE BESANDO PRIMERO CON SUAVIDAD Y DESPUES CON MUCHA PASION. MELINA SE AFLOJA Y RESPONDE A LAS CARICIAS. DE PRONTO CECILIA SE INCORPORA Y SE ALEJA UNOS PASOS)

 

MELISA:                       ¿Ya lo sabías?…¿que no puedo volver a caminar?

 CECILIA:                      Si.

MELISA:                       ¿Y a qué viniste?

(GRAN PAUSA. CECILIA LA ENFRENTA. SU ACTITUD Y SUS GESTOS HAN CAMBIADO)

 

CECILIA:                Quería verte…Sola, inválida..... para siempre…..(PAUSA) Estoy muy feliz “mi amor”….A él lo perdí, pero no vas a poder quitarme a nadie más (GRITO DE MELINA) Podés gritar todo lo que quieras….Pero  no vas a poder caminar más Cuánto lo siento…En el pueblo todos lo sentimos mucho.

MELINA:                      (GRITANDO) Andate…andate, por favor.

CECILIA:                      Si, ya me voy….para siempre.

(MIENTRAS VA SALIENDO LEVANTA UNA MACETA, SE ACERCA Y LA PONE EN EL REGAZO DE MELINA)

 

CECILIA:                Te dije…esta se está muriendo…..El sol no le sirve ya….Tiene que estar en la sombra….Siempre en la sombra….Es su condición.  Chau…

(SALE. MELINA DESPUES DE UNOS MOMENTOS MIRA LA MACETA Y  DESPUES LA ARROJA CON FURIA AL PISO . GIRA HACIA EL SOL Y SE VA DOBLANDO EN LA SILLA MIENTRAS UNA ESPECIE DE QUEJIDO SURGE DE SU GARGANTA)

  

APAGON FINAL

 

Héctor Oliboni

Sarmiento 4469-4° A-Buenos Aires (CP.1197)

TE: 54 11 4862-2193

E Mail: holiboni@ciudad.com.ar

 Fin. VOLVER A TEXTOS TEATRALES

Si quieres dejar algún comentario puedes usar el Libro de Visitas  

Lectores en línea

web stats

::: Recomienda esta página :::

Servicio gratuito de Galeon.com